¡Que entre la luz!. Para ventanas sencillas y para que las paredes no queden ocultas tras unas cortinas… siempre nos quedan los estores. No se pasan de moda pero son cada vez más simples. Gracias a ellos podremos regular la luz.

De tela, con pocos pliegues y casi sin estructura, enrollables o de varillas de metal.

 

Estos son un clásico: de tela plegados. Me gustan los de tela pero sin estructura con “caida libre”. Los confeccionan en muchos sitios, en esta página hay algunas ideas.

 

Lo último son los estores enrollables, de tela o plastificados para que la limpieza sea más sencilla. También los estores con doble capa que regulan la luz dependiendo del momento del día: para tapar completamente nuestra ventana o para que entre toda la luz. Muchas ideas en Gradulux

 

 

 

El panel japones sencillo sigue siendo otra opción para algún espacio.