Pues ya está aquí. Después de dos años especulando sobre su diseño y sus prestaciones, atendiendo a todo tipo de rumores y supuestas imágenes del susodicho, Apple ha desvelado por fin su última versión del iPhone… ¡El esperado 5! En España tendremos que esperar a finales de septiembre para poder “toquetearlo”, mientras tanto os propongo prolongar la vida de nuestro “viejo 4″: basta con vestirlo con una funda original y ¡hala! a estrenar móvil.

Lo más fácil es tunear el dispositivo con una de las pieles DecalGirl. Cubren por completo la parte trasera, los laterales y el frontal. Para la pantalla se ofrecen fondos a juego con el diseño. Se venden a partir de 8 dólares y la variedad es infinita.


Ahora que estamos a punto de despedir el verano, os propongo alargar esa gratificante sensación de libertad: las flip-flop nos ayudarán a recordar durante el crudo invierno la calidez de la arena, la brisa salada, el rumor de las olas… y todo eso, ya sabéis.
Están hechas de silicona y las hay en todos los colores que os podáis imaginar. Lo mejor, su precio: menos de 6 dólares.


Para los tragones, hay un amplio catálogo de apetitosas fundaspara todos los gustos: desde ensaladas, sushi, guisos de carne o de pescado,hasta el postre: un delicioso helado que nos ayudará a refrescar las ideas.Podrás comprarlas por 40 dólares en Strapya… siempre quesepas  japonés.

Y para los golosos, he encontrado por solo 30 dólares estadivertida tableta de chocolate que hará las delicias de los adictos al cacao.





Dirigido especialmente a gente con clase, estilo y glamour, este otro modelo:
El Bookbook es unlibrode aspecto vintage fabricado en piel que además de proteger el iPhone,sirve como billetera: La tapa permite guardar tarjetas de crédito y documentosde identificación. Un todo-en-uno que –por apenas 60 dólares- nos convertirá enseres irresistibles, tal y como se aprecia en este vídeo: 




Capítulo aparte para mis queridos frikis, aquellos que disfrutan dando la nota allá donde van. 

Éxito asegurado con la Ear iPhone Case, una oreja gigante de silicona que se adapta perfectamente al iPhone para que no se nos escape ni un susurro. Os propongo además adaptarle unas orejeras o una diadema y ¡listo! ya tenéis un manos libres.
Y para terminar, la más original, la más sorprendente y también -por qué no decirlo- la más grimosa: 

La Hand iPhone Case es una mano cortada a la altura de la muñeca, que se “implanta” en la partetrasera del iPhone. Está fabricada en latex y las hay en versión adulto y niño.

La empresa que la comercializa propone otras funciones además de la de protegerel smartphone: puede ser un ¿romántico? portavelas, un original portalápices,un práctico soporte para depositar las gafas o esa mano amiga que todosnecesitamos en algún momento de nuestra vida.

Y si ninguna de estas fundas os convence, ya sabéis: rascaos el bolsillo y lanzaos a por el “5”, que en el fondo es lo que estáis deseando.


Fuente: usbfever, Tecnología21, nopuedocreer,