libro

En el colegio de mis hijos no celebran el “Día del Padre” y la verdad es que no sé si me parece bien, mal o regular. Me explican que, como ahora hay tantos tipos de parejas, mejor celebrar el Día de la Familia. Estupendo, pero nadie me cuenta cuál es la proporción de niños que no tienen padre.

Este 19 de marzo mis hijos no traerán ese horripilante cenicero de arcilla pintado con témperas, ni el típico cubilete para lápices forrado de pinzas de la ropa, o aquella “entrañable” cajita de conchas  “superútil”…

Vaso para boligrafos de pinzas de la ropa

Y viéndolo por ese lado tal vez sea una buena idea no celebrar la fecha en cuestión. Seguro que para el padre del que os voy a hablar sería casi un alivio. Es el protagonista de la “Guía del mal padre” que ya tiene volumen 2.  De nuevo el escritor y humorista Guy Deslisle se inspira en, según confiesa,  sus pésimas habilidades como progenitor para narrar situaciones en las que queda a la altura del betún.

guia-del-mal-padre-2-01

guia-del-mal-padre-2-02

Y la historia sigue cuando el padre intenta explicarle que podría entrar algún psicópata con un cuchillo y se va enredando hasta liarse más de lo que querría. Podéis leer un adelanto en EL PAÍS   Sus historietas están llenas de padres que se ensañan con sus hijos para ganarles en un videojuego o que pueden regañar a su hija por haberle vencido al escondite. El autor se adjudica el papel de papá irresponsable para arrancarnos a una sonrisa a todos los que nos hemos sentido así alguna vez.